La Academia: Cande Ruggeri abrió la ronda de shuffle

Luego de que se revelara quiénes fueron los cuatro famosos sentenciados en la ronda de imitaciones, solo una pareja pudo demostrar su destreza para el nuevo ritmo, el shuffle. “Es muy difícil, porque tiene que estar todo coordinado”, explicó Cande Ruggeri, en la breve previa que protagonizó junto a Marcelo TinelliDespués, junto a su compañero…

la-academia:-cande-ruggeri-abrio-la-ronda-de-shuffle

Luego de que se revelara quiénes fueron los cuatro famosos sentenciados en la ronda de imitaciones, solo una pareja pudo demostrar su destreza para el nuevo ritmo, el shuffle. “Es muy difícil, porque tiene que estar todo coordinado”, explicó Cande Ruggeri, en la breve previa que protagonizó junto a Marcelo Tinelli

Después, junto a su compañero Nicolás Fleitas y otros bailarines (Melisa, Sandro, Marisel y Fernando), llevaron por primera vez esta disciplina a la pista de ShowMatch y, tras verlos bailar, un jurado dividido comenzó a dar sus devoluciones.

El primero, como todas las noches, fue Ángel De Brito (6): “Me gusta mucho la pareja y muy bien los bailarines invitados, me gustó también la coreo, pero no me pasó nada. Me pasó de largo”.

“A mí me gustó. Tenían aceitado el tema de los pies y las piernas, que es lo más difícil. Iban al unísono. Es una de las parejas más virtuosas, pero no tenemos punto de comparación porque son los primeros en este ritmo. Vamos a tener que votar suponiendo. Se nota el ensayo, y en este ritmo no hay forma de disimular. Voy a arrancar positiva”, explicó Pampita Ardohain (8).

“Cande es muy fresca y se nota que ensayan un montón. Abrieron el ritmo de manera increíble: me hubiese gustado más un poquito de escalera, pero trajeron alegría y les quedó muy lindo el ritmo”, sumó Jimena Barón, dueña del voto secreto.

Hernán Piquín (4), a su vez, indicó: “A partir de ahora mi puntaje va a ser distinto y necesito ser más exigente, en honor a todo lo que estudié. No me gustó. Vi muy poco los pies estirados. Melisa fue la única que estiró el empeine. Sé que no es una condición en este ritmo, pero es lo que yo quiero ver”.

LA NACION

Conocé The Trust Project