100.000 rebeldes en busca de una república 

Hace poco más de un año, The Economist, advertía una incipiente migración argentina hacia Uruguay, “Un país pequeño que atrae a los migrantes con exenciones fiscales y una baja tasa de inflación”.  El fenómeno advertido por el prestigioso semanario británico continúa sostenidamente. Pero lo más preocupante del caso es el perfil de argentinos que toman…

100.000-rebeldes-en-busca-de-una-republica 

Hace poco más de un año, The Economist, advertía una incipiente migración argentina hacia Uruguay, “Un país pequeño que atrae a los migrantes con exenciones fiscales y una baja tasa de inflación”. 

El fenómeno advertido por el prestigioso semanario británico continúa sostenidamente. Pero lo más preocupante del caso es el perfil de argentinos que toman la decisión del exilio. No se trata de personas beneficiadas por planes sociales o “Ni/Ni” -ni trabaja, ni estudia-, hablamos de profesionales y dueños de pymes que organizan un formato muy parecido al de los gringos que llegaron al país a principios del Siglo XX, primero se instalan laboralmente y luego llega la familia.

Fernándo Sánchez, director del estudio contable y legal Forward de Montevideo, comenta  cómo su estudio fue mutando y perfeccionando en la radicación de empresas argentinas, práctica que se aceleró a partir de la llegada a la presidencia de Luis Lacalle Pou. 

El joven contador, egresado de la Universidad de la República, enumera los beneficios impositivos para radicar pymes extranjeras, que abarca desde megaproyectos inmobiliarios a iniciativas privadas muy embrionarias. A saber: 

 1) Impuesto a la Renta Ficto: es un régimen ideal para emprendimientos que recién comienzan, 2) Proyectos de inversión: “Ley de Inversiones” y el Decreto 143/018 otorgan beneficios fiscales a aquellas empresas contribuyentes de Impuesto a la Renta (IRAE) que realicen inversiones con el compromiso de obtener metas externas de carácter positivas 3) Exoneraciones para megaproyectos de construcción: Entre los beneficios fiscales obtenibles se encuentran: exoneraciones de tributos en la importación, en créditos de IVA, en Impuesto al Patrimonio e Impuesto a la Renta. 4) Exoneración para vivienda social. 5) Exoneración de IRAE para software 6) Trading off shore 7)Zona Franca.

Pero Uruguay no sólo es ahora vista como una tierra atractiva por sus incentivos fiscales, el recrudecimiento de las políticas autoritarias del kirchnerismo en la pandemia, hizo virar la mirada de muchos hacia el país del este, por su respeto institucional hacia las libertades individuales. 

Según describe The Economist, “La pandemia ha provocado una “estampida” y las consultas de los argentinos se han multiplicado por seis desde el año pasado” para la radicación en ese país. 

Hablando en números concretos, Lacalle espera el arribo de 100.000 argentinos al Uruguay, dicho en forma más dramática, 100.000 contribuyentes que achicarían, aún más,  la pequeña base de aportantes que sostienen el obsceno gasto estatal en todos sus niveles. Los mismos 100.000 que aportan al sistema previsional y los mismos 100.000 que generan empleo y consumen en suelo argentino. 

En definitiva, 100.000 rebeldes en busca de una república. 

Por Fabiana Suárez

Directora de Redacción ON24