Instaló en Rosario un novedoso modelo de negocios y se prepara para expandirse por el Paraná

Boat Share inauguró en 2018 Club de Lanchas Rosario, un novedoso negocio de alquiler de embarcaciones con un modelo similar al de un tiempo compartido. Luego de varios años trabajando en la ciudad, se prepara para continuar su expansión a lo largo del Paraná, concretamente hacia las ciudades de Santa Fe, Paraná (Entre Ríos), Posadas…

instalo-en-rosario-un-novedoso-modelo-de-negocios-y-se-prepara-para-expandirse-por-el-parana

Boat Share inauguró en 2018 Club de Lanchas Rosario, un novedoso negocio de alquiler de embarcaciones con un modelo similar al de un tiempo compartido. Luego de varios años trabajando en la ciudad, se prepara para continuar su expansión a lo largo del Paraná, concretamente hacia las ciudades de Santa Fe, Paraná (Entre Ríos), Posadas (Misiones) y Asunción (Paraguay). Apostando a su particular formato, esperan llegar a Paraguay para la temporada 2022.

Club de Lanchas Rosario es la extensión rosarina de la marca Boat Share, creada en San Fernando, Buenos Aires, hace nueve años. Sin embargo, la idea matriz fue concebida en Nueva Zelanda, donde uno de sus fundadores trabajaba en el sector náutico. El gerente general a cargo del desarrollo del interior de la marca es Daniel Pistrilli, quien gestiona hoy en día una flota de 16 embarcaciones, entre lanchas, barcos y veleros, en su mayoría alojadas en la guardería Tifón, de Granadero Baigorria.

Las lanchas se dividen en tres categorías según su tamaño y potencia. La inicial es Adventure, con botes de hasta 5,30 metros de largo y motores hasta 70 HP. La segunda es Sport, que incluye lanchas de hasta 6,20 metros de largo y potencia de 130 a 200 HP, con capacidad hasta ocho personas. La última en embarcaciones a motor es Day Cruise donde se ubican embarcaciones de 24 y 27 pies (9 metros de largo) con baño, pileta, agua potable y una cama en popa.

Los socios abonan una tarifa mensual basada en el tipo de embarcación que desean utilizar y disponen de una serie de días a la la semana para navegar. “El 90% de nuestros clientes nunca había navegado y muchos dudaban acerca de si comprar o no una lancha. Acá pueden hacerlo durante todo el año por menos del 10% del costo de una lancha en dólares”, comentó Pistrilli. Luego, ejemplificó: “Los planes arrancan en $8500 y llegamos a los $45.000 dependiendo de la categoría, pero lo único que paga el cliente es el combustible que utiliza. Se olvidan del mantenimiento, seguro, guardería y, lo más importante, el detener un capital en una embarcación para utilizarla solo unos días al mes. Además, el valor de nuestras lanchas arranca en los u$s10.000, llegando hasta los u$s70.000″.

Luego de varios años de buen funcionamiento en Rosario, la firma espera llegar a Santa Fe y Paraná para el invierno próximo. Una vez logrado este primer objetivo, la mira está puesta en la ciudad de Posadas, que será un último paso estratégico antes de llegar a Asunción en 2022. El salto a Paraguay no sería la primera experiencia internacional de la marca que ya funciona en Uruguay desde hace dos años. Por otra parte, contemplan algunas localizaciones fuera del cause del Paraná, como la provincia de Córdoba y el sur argentino.