Por créditos que no llegan y ayuda que no alcanza, preocupa el pago de sueldos de abril

El pago de salarios de abril es la preocupación del día para las pymes rosarinas. Con crédito a cuentagotas y medidas del Estado nacional que ayudan pero no alcanzan, las empresas evalúan cómo y cuánto de la masa salarial podrán cubrir a principios de mayo.  Dentro del menú de opciones que tiene el sector privado…

Por créditos que no llegan y ayuda que no alcanza, preocupa el pago de sueldos de abril

El pago de salarios de abril es la preocupación del día para las pymes rosarinas. Con crédito a cuentagotas y medidas del Estado nacional que ayudan pero no alcanzan, las empresas evalúan cómo y cuánto de la masa salarial podrán cubrir a principios de mayo. 

Dentro del menú de opciones que tiene el sector privado para hacer frente al pago de sueldos, se cuentan  los créditos para financiamiento de capital de trabajo a una TNA máxima del 24%, con el respaldo del Fondo de Garantía Argentino (FOGAR). Una de las primeras herramientas puestas en funcionamiento en pleno desarrollo de la crisis, pero de implementación criticada. 

Desde principios de abril y hasta hoy, las complicaciones y demoras en su otorgamiento son motivo de preocupación entre el empresariado. “Algunos lo pudieron conseguir, pero en otros casos fue imposible. Muchas empresas averiguaron y finalmente no lo tomaron”, contó a ON24, Damián Sottile, gerente de la Federación Gremial de Rosario (FECOI). 

Por su parte, el presidente del Asociación de Industriales Metalúrgicos (AIM), Roberto Lenzi, advirtió que “las exigencias de los bancos son muy rígidas. Con la caída de la facturación y la cantidad de cheques devueltos es muy difícil calificar para obtener un crédito”. Y subrayó que si bien se promociona una tasa del 24%, “con gastos y comisiones se termina pagando un 28 o 30%. 

Si bien desde FECOI buscaron asistir a sus socios para que puedan acceder al financiamiento, de acuerdo con Sottile, el hecho de que las empresas  no tuvieran su carpeta crediticia actualizada trabó los trámites; al tiempo que “muchos que empezaron a ver que con la extensión de la cuarentena, un crédito no es una solución a mediano plazo y puede ser una mochila de plomo”. Motivo por el cual, “con la generalización del ATP (Asistencia de Emergencia al Trabajo y la Producción), algunos prefieren aguantar un poco y ver cómo se resuelve el pago”. 

Abril complicado

Consultado por las perspectivas para el pago de salario de abril, Lenzi apuntó que el 90% de las empresas está con dificultades (…) En marzo se pudo pagar con algo de caja, pero luego, al cerrarse toda la economía nadie se quedó con caja para pagar sueldos”. 

Con este panorama, y tomando en cuenta que el peso de la masa salarial en una pyme representa en promedio el 37,7% de su estructura de costos, con mucho mayor impacto que en las grandes empresas, la Confederación Argentina de la Mediana Empresa (CAME)  reclamó el 100% de subsidio de los salarios (ATP) para empresas de hasta 40 empleados.

Según el último relevamiento del Observatorio Pyme, sin ayuda del Gobierno, las empresas más complicadas para pagar salarios son las de construcción (el 92% puede pagar menos del 60% de los costos salariales del mes de abril), le sigue el sector comercio y manufactura (80% y 78%, respectivamente), servicios (74%) y agro (57%).

Actualmente, el 51% de las MiPyME están buscando acuerdos directos con sus trabajadores y/o gremios que los representan, para reorganizar el proceso productivo, renegociando salarios, suspensiones, duración de jornada y vacaciones anticipadas. 

REDACCIÓN ON24

Por Mariano Fortuna / [email protected]