Santa Fe: Un hombre fue condenado a ocho años de prisión por abuso sexual

Leandro Miguel Carrasco, de 30 años, fue condenado a ocho años de prisión por abusar sexualmente de su ex-pareja en la ciudad de Santa Fe. En la sentencia se detalla abuso sexual con acceso carnal, lesiones leves dolosas agravadas por el vínculo, amenazas coactivas y desobediencia al mandato judicial. La fiscal a cargo de la…

Santa Fe: Un hombre fue condenado a ocho años de prisión por abuso sexual

Leandro Miguel Carrasco, de 30 años, fue condenado a ocho años de prisión por abusar sexualmente de su ex-pareja en la ciudad de Santa Fe. En la sentencia se detalla abuso sexual con acceso carnal, lesiones leves dolosas agravadas por el vínculo, amenazas coactivas y desobediencia al mandato judicial.

La fiscal a cargo de la causa fue Alejandra del Río Ayala, quien informó que “la víctima manifestó estar de acuerdo con la pena impuesta al condenado y con el procedimiento abreviado elegido”.

“El abuso sexual por el que fue condenado Carrasco fue cometido alrededor de las 15:30 del lunes 8 de enero de 2018″, precisó la fiscal Del Río Ayala. “El hombre fue a la casa en la que vive su expareja –junto a los dos hijos menores de edad de ambos–, tocó el timbre y comenzó a exigirle a la mujer que le abriera la puerta. La víctima se negó a permitirle ingresar, el hombre se fue y le dijo que volvería y la amenazó diciéndole que le quitaría la vida“, relató.

La funcionaria del MPA agregó que “minutos más tarde, y ante la negativa de la mujer a permitirle el acceso a la vivienda, Carrasco trepó una pared e ingresó a través de la terraza de la casa“. En tal sentido, precisó que “a pesar de que estaban los hijos de ambos en la vivienda, el condenado forzó a la mujer a ingresar al garaje del inmueble, donde la agredió sexualmente. Luego la tomó del cuello y le produjo lesiones leves”.

Violencia de género

“Todos los ilícitos fueron cometidos en un claro contexto de violencia de género y de una relación desigual de poder que venía sufriendo la víctima”, argumentó Del Río Ayala. “Además, los hechos ocasionaron un grave daño emocional no sólo a la mujer, sino también a los dos hijos de ambos que estaban en el lugar al momento del abuso”, añadió la funcionaria del MPA.