Coronavirus en Argentina: así se recuperaron los casi 600 pacientes que lograron superar la enfermedad en el país

Se sabe que por cada muerto por coronavirus en Argentina, 5,5 recibieron el alta, cifra que este miércoles ascendía a 596 personas, es decir, un 25% del total de infectados. Ahora bien, ¿cómo transitaron el proceso de la cura? ¿Se recuperaron solos o requirieron hospitalización? ¿Y medicación? Además, ¿qué edades tienen y cuántos días les…

Coronavirus en Argentina: así se recuperaron los casi 600 pacientes que lograron superar la enfermedad en el país

Se sabe que por cada muerto por coronavirus en Argentina, 5,5 recibieron el alta, cifra que este miércoles ascendía a 596 personas, es decir, un 25% del total de infectados. Ahora bien, ¿cómo transitaron el proceso de la cura? ¿Se recuperaron solos o requirieron hospitalización? ¿Y medicación? Además, ¿qué edades tienen y cuántos días les llevó el alta definitiva?

Clarín intentó obtener una radiografía de los “recuperados” a nivel nacional, pero en el Ministerio de Salud de la Nación explicaron que esos datos están concentrados en las distintas localidades y que es complejo procesarlos, de modo de obtener conclusiones generales. Una respuesta similar dieron en las carteras de Salud de algunas provincias, sólo que “distintas localidades” fue reemplazado por “distintos hospitales y sanatorios”. En varias pidieron más tiempo para desglosar la información, cosa que Clarín esperó hasta el cierre de esta nota.

Pero, si bien algunas características de las “altas” varían entre las provincias, otros fenómenos son compartidos: la mayoría de los recuperados son hombres (en sintonía con que más varones contraen coronavirus), la mayoría de los recuperados padecieron la enfermedad en forma leve (es decir, sin necesitar una medicación puntual o asistencia respiratoria mecánica) y la mayoría estuvo aislado, no 14 días, como se suele creer, sino aproximadamente 20.

Una mujer con barbijo espera a la salida de un banco porteño. /AP/Natacha Pisarenko

Clarín se puso en contacto con las jurisdicciones que más casos de infectados por COVID-19 contabilizaron hasta ahora, tomando en cuenta que debería haber más recuperados donde más diagnósticos positivos haya. El mapa de contagios redirecciona directamente a la ciudad y la provincia de Buenos Aires (que se llevan el 60% del total de infectados del país), Córdoba, Santa Fe, Chaco y Tierra del Fuego. Sólo de algunas se pudo obtener un detalle.

Julio Delgado trabaja en el Centro Operativo de Emergencias (COE) de la ciudad de Buenos Aires y está a la cabeza del seguimiento de pacientes dados de alta y contactos estrechos, más allá de que en los días “normales” del año se desempeña como gerente de Procesos de Soporte al Sistema de Salud porteño.

Mirá también

“Hoy tenemos que llamar 117 personas del grupo de ‘post alta institucional´. Nos comunicamos dos veces por día. Son pacientes que pasaron 7 días internados, sea en un hotel o en un sanatorio u hospital (la mayoría son casos leves) y registraron las últimas 48 horas sin síntomas. Entonces se los habilita a volver a sus domicilios para cumplir otros 14 días de aislamiento pleno”, explicó”.

A esos 117 casos de alta institucional se suman 187 que ya tienen el “alta definitiva” en el ámbito porteño. Delgado explicó que esos últimos “ya pasaron los 14 días de aislamiento y se les hizo una nueva PCR que dio negativo”. Hasta hace unos días el protocolo indicaba hacer el test a los 7 días de iniciados los síntomas, “pero ahora cambió”.

El porqué no es un tema menor: la Ciudad determinó realizar el segundo testeo a los 21 días por ser “clínicamente más adecuado”, dijo Delgado, dadas las características “dinámicas” de la enfermedad. En la práctica, es sabido que muchos pacientes ya asintomáticos, tras 7 días todavía dan “positivo” en el test de coronavirus. Por eso, el protocolo porteño determinó “patear” hacia adelante ese segundo hisopado.

Un trabajador limpia las calles de la ciudad de Córdoba en plena cuarentena. / La Voz

Y así es como el aislamiento de los porteños con coronavirus termina siendo de al menos 21 días corridos. Y podrían ser más, tomando en cuenta que el promedio de estadía en instituciones de salud viene siendo, no de 7 sino de 8,8 días. A eso se suma, valga la repetición, 14 días en estricta cuarentena domiciliaria.

Cuarentena al sur

En otra punta del país, Tierra del Fuego, los pacientes recuperados son clasificados como “altas laboratoriales”. Así lo detalló, a través de un informe elaborado especialmente para Clarín, la ministra de Salud provincial, Judith Di Giglio. Al cierre de esta nota contabilizaban 37 pacientes curados sobre 107 infectados.

Mirá también

El procedimiento frente a los casos leves es distinto a como se encara en la ciudad de Buenos Aires y más parecido al resto del país: todos los que recibieron el alta en Tierra del Fuego habían sido atendidos en forma ambulatoria, o sea que realizaron un aislamiento de dos semanas en sus casas y fueron asistidos por el sistema público de salud mediante seguimiento telefónico.

“Pasados esos 14 días se les realiza una PCR, pero entre que se toma el hisopado y se procesa la muestra, terminan estando en aislamiento total entre 18 y 20 días”, confirmó Di Giglio. De los fueguinos curados, sólo uno requirió internación en sala de atención general.

¿Las edades de esos 39 pacientes? No distan mucho de las cifras generales del coronavirus: el 72% están en la franja de los 30 a los 59 años. El 53% de quienes obtuvieron el alta son varones y el 47%, mujeres.

Volviendo a los porteños, las cifras oficiales provistas permiten deducir un dato alentador: sobre los 803 infectados en el ámbito porteño, unos 300 estarán recibiendo el alta en los próximos días (187 ya la tienen y el resto tarde o temprano la tendrá), por lo que el porcentaje de recuperados es bastante más alto que el promedio nacional. No el 25% que resulta de contrastar casi 600 recuperados sobre más de 2.400 infectados, sino nada menos que el 37%.

“Nosotros justo estamos teniendo nuestros tres primeros casos de alta”, explicaron desde el Ministerio de Salud de Tucumán, una provincia con sólo 30 pacientes de coronavirus confirmado, cifra que contrasta notablemente con los 670 casos de dengue que tienen hasta ahora.

En cuanto al COVID-19, los curados “son dos varones y una mujer, todos entre 40 y 50 años. Estuvieron con tratamiento ambulatorio y seguimiento domiciliario y sólo uno de ellos debió tomar antibiótico y antipiréticos por un tema puntual de garganta. Lo otros dos atravesaron la infección con síntomas leves y se hizo la vigilancia diaria”.

Los días de aislamiento tampoco se redujeron a un par de semanas: “Una vez confirmados, pasados los 14 días se testean de nuevo, lo que lleva un par de días más. Si dan positivo en la PCR (algo que ocurrió en dos de los tres casos mencionados), se vuelve a testar a los 28 días de iniciados los síntomas, antes del alta definitiva”.

Filas de gente esperando el colectivo en San Justo,. La Matanza. Foto: Germán García Adrasti

Esa modalidad contrasta con la que informaron desde el Ministerio de Salud de la provincia de Buenos Aires, donde este miércoles contabilizaban 666 contagios y 117 altas (17,5%).

“En función de cómo te vas recuperando, según la sintomatología, los días de aislamiento pleno pueden variar”, explicó una fuente de esa cartera. 

“Cuando se informa un nuevo recuperado es porque indefectiblemente dejó de tener sintomatología, o sea, las cuatro características difundidas: fiebre, dolor de garganta, tos y dificultad para respirar. Ahí, a las 72 horas sin síntomas, se realiza una PCR. Si da negativo, está recuperado. Si no, a las 24 horas se repite. De todos modos, en todos los casos cumple aislamiento total de al menos 14 días”.

Vistas aéreas de la Ciudad de Buenos Aires, en plena cuarentena. Foto: Rafael Mario Quinteros

“Pero podría ser más”, admitieron: “Los casos más severos demoran unos 10 a 14 días en recuperarse. Pero los leves, quizás entre 3 y 5 días ya no tienen síntomas. Sin embargo, a veces el test, incluso a los 20 días de los primeros síntomas, puede seguir dando positivo. Es muy variable”.

Sobre las características de esos 110 recuperados, desde el Ministerio bonaerense apuntaron que “es complejo plantear rasgos generales porque habría que ver la ficha médica de cada paciente”.

Son los efectos de correr para estar a la altura de una circunstancia excepcional. Porque, como expresó esa fuente ministerial, “La información está, pero no sistematizada. Algunos de esos datos seguramente quedarán bien desglosados cuando pase la crisis”.

PS

TEMAS QUE APARECEN EN ESTA NOTA