Dady Brieva se refirió a la lucha de las mujeres en el programa Morfi de Telefé y habló sobre su situación personal. “Con los chistes no cambié. Pero con respecto a mi mujer sí tuve que cambiar, y con el rol protagónico que quiere ella”, aseguró.

El humorista de Midachi aseguró que se sintió desestabilizado cuando su mujer comenzó a tomar cierto protagonismo. “Yo era el macho proveedor y cuando mi mujer entra a tomar protagonismo, empecé a sentir que ya no me necesitaba, y ¡qué bien que no me necesite!”, comentó.

Luego, sobre la lucha en general indicó: “Tengo mucha esperanza en los jóvenes. En los 90 estaban todos jugando al flipper”. Y completó: “Muchas parientas dicen ‘están como muy lanzadas’ y está bien. Me parece piola”.