Video: hinchas de Newell’s rompieron vidrieras afuera de Unión

El domingo por la noche se volvió a ver la peor cara del fútbol. La de la violencia. Porque hinchas de Newell’s, furiosos porque su equipo perdía con Villa Mitre de Bahía Blanca de la Copa Argentina, rompieron las instalaciones del estadio de Unión y comenzaron a arrojar objetos al campo de juego. Hasta sanitarios.…

Video: hinchas de Newell’s rompieron vidrieras afuera de Unión

El domingo por la noche se volvió a ver la peor cara del fútbol. La de la violencia. Porque hinchas de Newell’s, furiosos porque su equipo perdía con Villa Mitre de Bahía Blanca de la Copa Argentina, rompieron las instalaciones del estadio de Unión y comenzaron a arrojar objetos al campo de juego. Hasta sanitarios.

Pero la violencia no terminó allí, una vez que el árbitro decidió dar por terminado el encuentro. A la salida, los fanáticos rosarinos se dedicaron a producir daños en los alrededores del 15 de abril.

El video que publicó la periodista Verónica Encinas deja en evidencia cómo quedaron las vidrieras de dos locales tradicionales de avenida López y Planes. A Zóttico le rompieron la puerta de ingreso y tuvieron que poner unas maderas, fueron cinco en total. Mientras que los vidrios de la entrada de Bercomat quedaron rajados y tendrán que ser cambiados.

Además de los desmanes y daños en @clubaunion tras el partido de NOB y Villa Mitre de Bahía Blanca, los hinchas rompieron a ladrillazos vidrios de dos locales comerciales #Zottico y #Bercomat. Cinco vidrios en el primer caso y el ingreso del segundo. Los vecinos también enojados pic.twitter.com/pFf9ghIexd

— Verónica Ensinas (@Veroensinas) March 25, 2019

Por esas cosas, los vecinos quedaron muy enojados. Un grupo de inadaptados llegan de Rosario para producir destrozos: inaceptable. La última vez que habían llegado hinchas de esa ciudad también se habían producido desmanes: fue en el encuentro en el que Rosario Central perdió con el humilde Sol de Mayo.

En la dirigencia de Unión defienden este tipo de partidos porque le ingresa un importante dinero por el alquiler de la cancha a la organización de la Copa Argentina, la empresa Torneos y Competencias. Mientras tanto, los vecinos protestan porque cada vez que llegan los rosarinos hay inconvenientes.