¿Cómo deben utilizar los argentinos un depósito a plazo fijo para ganarle a la inflación?

En un contexto en el que no solo las consultoras privadas prevén una inflación alta que se mantendría cercana al 32% durante el 2019 sino que también instituciones prestigiosas de la talla de la UBA ofrecen pronósticos similares, sumado a un febrero en el que los que apostaron a un plazo fijo con una tasa…

¿Cómo deben utilizar los argentinos un depósito a plazo fijo para ganarle a la inflación?

En un contexto en el que no solo las consultoras privadas prevén una inflación alta que se mantendría cercana al 32% durante el 2019 sino que también instituciones prestigiosas de la talla de la UBA ofrecen pronósticos similares, sumado a un febrero en el que los que apostaron a un plazo fijo con una tasa nominal del 3% terminaron perdiendo frente a una inflación de casi el 4%, es necesario poder definir cómo se deben utilizar las herramientas  para lograr mantener no solo el valor adquisitivo de los ahorros sino también obtener ganancias a partir de la inversión de los mismos.

Plazos fijos en dólares

Luego del “veranito financiero”, tan solo una semana de aumento en el mercado cambiario bastó para que los que tenían sus ahorros en dólares le ganen a los que apostaron por un plazo fijo en pesos, ya que, tal como calcularon desde GMA Capital Inversiones, en lo que va del año los depósitos en pesos acumulan una ganancia del 8% mientras que el dólar expresa un rendimiento del 12%.

Esto vuelve a demostrarnos que el dólar suele terminar por empatar o superar a la inflación. Por ello una manera de mantener el valor del dinero es pasarse a plazos fijos en dólares que va incrementando con la inflación con una tasa del 2,5% anual, por lo cual, si la base se incrementa, el dólar mantiene el valor de la moneda obteniéndose un rendimiento extra a partir de los intereses aplicados.

Otra opción muy similar cuando calculas la ganancia de un plazo fijo, es subscribir a las letras del Banco Central Letes que son en dólares y tiene la ventaja de que pagan una excelente tasa del 4,5%. Una salvedad es que los plazos son más largos, ya que, oscilan entre los 180 y 365 días.

Plazos Fijo UVA

Con la pérdida de rendimiento de los plazos fijos tradicionales en pesos luego del último incremento del dólar, la modalidad UVA tomó relevancia y tan solo en un mes pasó de haber 13 millones de pesos a 26 millones colocados en esta herramienta que según los números manejados por el prestigioso estudio Kotsias pagan un 10% por encima de la inflación actual, puesto que, los bancos aplican un interés que oscila entre el 3% y 6% para los depósitos a 90 días promoviendo un rendimiento cercano al 42% anual frente a una inflación que se estima en un 32% promediando entre los pronósticos de las consultoras privadas y del gobierno.

El razonamiento es simple, estos tipos de plazos fijos en definitiva son la inflación más un porcentaje de tasa de interés con lo cual con seguridad le ganan a la inflación, eso sí, no permiten la rápida disponibilidad de los fondos porque son como mínimo a 90 días.

Es recomendable consolidar el plazo fijo UVA por Home Banking debido a que pagan intereses mayores a si se hace por ventanilla porque significan menos costos para los bancos que comparten el ahorro con el cliente promoviendo, a su vez, la digitalización bancaria.

Plazo Fijo Tradicional

Aquí es sumamente importante estar atentos a las estimaciones de inflación que repito se proyecta al 32% anual siendo imprescindible optar por un plazo fijo con una tasa superior que hoy se ubica en la mayoría de los bancos cercana al 40%, teniendo la precaución de que hay instituciones como lo es la Universidad de Di Tella que están previendo una inflación próxima al 40%.

En base a los datos expresados, en principio se trata una buena opción, sin embargo, las altas tasas pueden ser pasajeras debido a que si el central baja la tasa de referencia, estas también bajan. El consejo es no consolidar a largo plazo porque son a tasa fija y es posible que con un incremento abrupto de la inflación comiencen a generar pérdidas. Es por este motivo, que para asegurarse de ganarle a la inflación es recomendable realizar este tipo de depósitos a 30 días y luego definir si se quiere renovar o si es preferible optar por otra alternativa.

Para terminar, luego de haber comentado cómo ganarle a la inflación con un plazo fijo, para su ayuda puede tomar como referencia cuál es la preferencia de los argentinos que en estos momentos, basándome en los datos del Banco Central, tienen un 36% de depósitos en dólares, 34% en pesos y tan solo un 2% en UVAs modalidad que hasta hace poco representaba tan solo el 0,5%.