El Riesgo País vuelve a subir y alcanza su nivel más alto en dos meses

Aseguran que la suba de este indicador se debe a la desconfianza del mercado respecto a varias “vulnerabilidades” de la economía. Por el feriado de carnaval no hubo actividad en el mercado local, pero los principales bonos en dólares que cotizan en Wall Street cerraron en rojo, con caídas de hasta 2,3%. Así, el Riesgo País escaló…

El Riesgo País vuelve a subir y alcanza su nivel más alto en dos meses

Aseguran que la suba de este indicador se debe a la desconfianza del mercado respecto a varias “vulnerabilidades” de la economía.


Por el feriado de carnaval no hubo actividad en el mercado local, pero los principales bonos en dólares que cotizan en Wall Street cerraron en rojo, con caídas de hasta 2,3%. Así, el Riesgo País escaló otro 2% y terminó en 747 puntos, el nivel más alto en dos meses. Además, las acciones de empresas argentinas que cotizan en la bolsa americana terminaron con resultados mixtos y no lograron recuperarse de la fuerte caída del lunes. Los datos adelantan una semana corta complicada para las finanzas domésticas.

El lunes y martes volvieron a caer los bonos de los países emergentes y el dólar se fortaleció 0,50% frente a las principales monedas del mundo en los dos días de carnaval argentino.

El Riesgo País operaba en el orden de los 747 puntos, con un incremento de 28 puntos respecto a las 719 unidades del viernes. Según el economista Luis Palma Cané, la suba de este indicador se debe a la desconfianza del mercado respecto a varias “vulnerabilidades” de la economía.

Entre estas “vulnerabilidades” mencionó “el déficit comercial, la balanza de pagos que ahora está mejorando, el déficit de cuenta corriente (entrada y salida de dólares), el déficit fiscal, y la frutilla del postre: la recesión combinada con inflación“. Y a todo esto se suma “la incertidumbre política de las elecciones y los altos impuestos” señala Clarín.

Por todos estos factores, el economista consideró que “es muy difícil que el Riesgo País baje sustancialmente“, algo que le impide a la Argentina “acceder al crédito externo”, resalta el matutino.


El Riesgo País argentino subió 2,09%, o 15 puntos, el día de ayer. Cerró en 747 puntos, su mayor nivel desde inicios de enero, según datos de Rava Bursátil.

La sobretasa que pagan los bonos locales por encima de papeles similares de los Estados Unidos está en franco ascenso desde la semana pasada, luego de que la empresa confeccionadora de índices MSCI anunciara que incorporará más empresas chinas a su indicador de emergentes, lo que reduce las inversiones que los fondos pasivos que siguen a ese indicador deben destinar a activos de otras partes del mundo, advierte Cronista.com.


¿Cómo afecta a la economía argentina?

Ahora bien, ¿qué es el Riesgo País y por qué preocupa que suba? Este indicador, que elabora el banco JP Morgan a través de su índice EMBI más el agregado del país (como “EMBI Argentina“), mide el diferencial de tasas que pagan los bonos del Tesoro de EE.UU. contra el del resto de los países.

Es decir, es la sobretasa que debe pagar un bono argentino para igualar lo que dan los títulos a 10 años del Tesoro estadounidense, que para el mercado tienen riesgo cero de incumplimiento.

El EMBI+ (por sus siglas en inglés) marca el costo de endeudamiento de los países emergentes y se debe sumar a la tasa libre de riesgo (la del bono a 10 años del Tesoro de los Estados Unidos) para obtener el costo total. Es decir, teniendo en cuenta que la Fed ha frenado momentáneamente el alza de tasas y la dejó alrededor del 2,70%, hoy la Argentina podría endeudarse en los mercados a un 10% aproximadamente.

Básicamente, el Riesgo País es ni más ni menos que el costo “extra” que tienen que pagar el Estado Nacional, las provincias o las empresas argentinas si salen a colocar deuda, respecto de lo que rinden los bonos de la plaza más “segura” para los inversores, que es Estados Unidos.


Apretón monetario

Guido sandleris, Presidente del Banco Central de la República Argentina (BCRA)

La semana pasada finalizó con un anuncio del Banco Central de que planea ajustar el dinero circulante: el Comité de Política Monetaria (COPOM), decidió que mantendrá la política de sobrecumplir la meta de base monetaria (BM). Su objetivo es que la BM entre marzo y mayo se reduzca en $ 43.000 millones.

Además, la entidad reducirá la cantidad de dólares diaria que está dispuesta a comprar si el tipo de cambio perfora el piso de la zona de no intervención, lo que implica menos inyección de pesos.

Estas licitaciones serán de hasta u$s 50 millones por día (eran u$s 75 millones en enero) y por un máximo acumulado equivalente al 2% del objetivo de la base monetaria de marzo ($ 1.344 mil millones). Lo que sí mantendrá será el tope de u$s 150 millones si el dólar supera el máximo de la banda cambiaria.

La principal misión del BCRA es reducir la inflación, que sigue siendo muy elevada. El COPOM considera que un estricto control de los agregados monetarios conducirá a este objetivo. La perseverancia y disciplina monetaria son indispensables para bajar la inflación y el COPOM está preparado para mantener este sesgo contractivo por el tiempo que fuese necesario”, concluyó el Central.