El recuerdo de Mauricio Macri sobre su padre: “Fue mi gran maestro”

Mauricio Macri tuvo una relación intensa con su padre Franco, fallecido el sábado por la noche luego de padecer una larga enfermedad. El Presidente reveló en diversas oportunidades los cortocircuitos que hubo por la personalidad de quien fuera uno de los empresarios más destacados de las últimas décadas, pero cada vez que debía recordarlo lo…

El recuerdo de Mauricio Macri sobre su padre: “Fue mi gran maestro”

Mauricio Macri tuvo una relación intensa con su padre Franco, fallecido el sábado por la noche luego de padecer una larga enfermedad. El Presidente reveló en diversas oportunidades los cortocircuitos que hubo por la personalidad de quien fuera uno de los empresarios más destacados de las últimas décadas, pero cada vez que debía recordarlo lo hacía con cariño.

“Fue mi gran maestro, tenía una admiración absoluta”, dijo en una entrevista con La Nación con Franco aún en vida. “Yo quería tener hasta el último día una buena relación con él y entenderlo”, sostuvo. Al parecer lo habría logrado, ya que el último tiempo vivió en paz con su progenitor.

En aquella charla con el periodista Pablo Sirvén hablaba de la formación un tanto ortodoxa que le había otorgado Franco: “De chiquito me empezó a llevar las obras, los sábados a la mañana, a recorrer. En esa época me divertía porque me subía a las máquinas. Después empezó a ponerse más denso porque yo tenía 12 años y me llevaba de viaje a reuniones eternas. Yo no entendía nada. Yo le decía que quería jugar al fútbol en vez de estar ahí. Y él me respondía ‘algo te va a quedar’, me acuerdo esa frase”, reveló.

Ver más: Quién era Franco Macri: de albañil a poderoso empresario

Y luego agregó: “Después empecé a ir a reuniones de directorio. Yo tenía 16 y 17 años y sólo podía escuchar. La verdad es que fue una formación muy interesante. Después ya a los 19, mientras yo estudiaba ingeniería ya tenía responsabilidades de gerencia en la empresa. Eso me complicó porque ingeniería es una carrera muy demandante”.

Para definirlo, Mauricio aseguraba: “Papá es más demandante. Siempre lo fue. Tiene esta relación conmigo de que un día soy el mejor del mundo y otro día no”.