Apartaron al policía que dejó el arma en la mochila de su hija

En plena clase la nena se dio cuenta que su padre había olvidado el arma reglamentaria en su mochila. Avisó a la maestra. Ocurrió en la escuela Luján, de la ciudad de Santa Fe. El ministerio de Seguridad decidió pasar a disponibilidad al efectivo, que se desempeñaba en la PDI (Policía de Investigaciones), luego que…

Apartaron al policía que dejó el arma en la mochila de su hija

En plena clase la nena se dio cuenta que su padre había olvidado el arma reglamentaria en su mochila. Avisó a la maestra. Ocurrió en la escuela Luján, de la ciudad de Santa Fe.

El ministerio de Seguridad decidió pasar a disponibilidad al efectivo, que se desempeñaba en la PDI (Policía de Investigaciones), luego que el agente dejara olvidada su arma reglamentaria en la mochila de su hija.

Así lo confirmó Pablo Cococcioni, Secretario de Coordinación de Gabinete y Articulación con el Poder Judicial.

El efectivo no reparó que el revolver había quedado junto a los útiles de su hija y la nena fue a la escuela con el arma cargada con 12 balas.

Al darse cuenta, la niña sabiendo aque no debía tocarla le avisó inmediatamente a la maestra, quien avisó a los directivos de la escuela, llamaron a la policía e iniciaron el protocolo de seguridad que corresponde en estos casos.

El hecho ocurrió durante la tarde de este miércoles en el colegio Nuestra Señora del Luján, ubicado en Aristóbulo del Valle al 6000, donde la nena cursa 2º grado.

Los niños que estaban en el aula no alcanzaron a notar el arma, ya que la docente se retiró a dirección con la mochila, pero al momento de retirarse los movimientos extraños comenzaron a ser comentados por los compañeritos.

Mientras tanto, el chat de padres de ese curso hervía. Preocupados por la situación y lo que podría haber sucedido con un arma cargada dentro de un aula interpelaron a los padres.

El agente, envió a los padres un audio en el que relató que el día anterior, cuando salía de su  negocio de quiniela puso el arma en la mochila de la hija para evitar llevarla encima estando de civil.

“Yo la llevé hasta la escuela y nunca me di cuenta que el arma estaba quedando ahí. La nena sabe que no tiene que tocar esas cosas por eso le avisó enseguida a la maestra. Sé que es una negligencia mías y pido disculapas por eso. También hablé con la maestra y la directora para pedir las disculpas correspondientes”, comunicó el papá luego del incidente.