“Si se vende bien, en marzo podrían llegar a faltar autos en el concesionario”

Ante la incertidumbre de las terminales automotrices para abastecerse de autopartes para la producción de vehículos, tal como informara el portal Ambito el viernes, el gerente comercial de Chevromax en Rosario, Alejandro Farragut indicó a ON24 que “hasta el momento, no tenemos ninguna comunicación de la fábrica” respecto a posibles faltantes de modelos para la…

“Si se vende bien, en marzo podrían llegar a faltar autos en el concesionario”

Ante la incertidumbre de las terminales automotrices para abastecerse de autopartes para la producción de vehículos, tal como informara el portal Ambito el viernes, el gerente comercial de Chevromax en Rosario, Alejandro Farragut indicó a ON24 que “hasta el momento, no tenemos ninguna comunicación de la fábrica” respecto a posibles faltantes de modelos para la venta.

Cabe remarcar que de la línea Onix, Spin, Tracker, Equinox, S10 y Cruze, solo este último es de producción nacional, los demás modelos se importan de Brasil y México, por lo que los nuevos controles a las importaciones que impuso el actual Gobierno Nacional, agregando más licencias no automáticas (entre ellas, autos y motos), podría afectar el suministro local.

“Tal vez esto demore en llegar porque los concesionarios estamos liquidando stocks porque en 2019 se vendió menos de lo previsto”, apuntó. Entre los modelos que la marca está encarando un plan más agresivo de comercialización se destacan S10, Tracker, Onix, Cruze y Spin. El bono de descuento alcanza más de $ 300.000 en el Onix Joy, por ejemplo, quedando en unos $ 580.000 en las listas al público tanto al contado como financiado, informó el ejecutivo.

“Hoy no hay problemas para reponer vehículos, pero sí supongo que nos vamos a quedar sin stock por el hecho de que se habían cortado algunos pedidos porque el año venía medio complicado”, advirtió Farragut. “Si en enero se sigue vendiendo bien como hasta ahora, ese efecto se podría llegar a ver en marzo”, recalcó.

En ese sentido, explicó que “se proyectó un número de unidades que después, por el contexto y el aumento de precios, hizo que no se cumpliera el objetivo, entonces las terminales empezaron a recortar pedidos, por lo que cuando la demanda arranque más firme , van a faltar autos en los concesionarios”.

Respecto a la demanda de las últimas semanas a partir de la estrategia de liquidación de stock en modelos como Onix y Prisma, Farragut afirmó que “ahora está por sobre lo previsto”. Mientras que en los modelos nuevos, la demanda “está aún más lenta que el año pasado”. No obstante, aclaró que, en números generales, “con estas acciones en Chevrolet estamos teniendo mejores ventas que el año pasado”.

REDACCIÓN ON24

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *